Malas prácticas, estupidez demostrada

29 Jun


Esta entrada va dedicada a todos esos periodistas que hacen como las esposas aburridas: fingir. Es como soltar el gritito en el momento justo, para que el otro piense “trabajo cumplido”, cuando en realidad todo es un embuste inmenso que deja al resto de plumillas con cara de idiota. Una de ellas es coger dossiers de prensa, notas de prensa y derivados, copiarlas tal cual (o peor, fusilar a compañeros de la competencia) y luego firmar “por la face”. Duele aún más cuando es alguien que se tiene cerca, un/una competidor/a a la que admiras por su supuesto talento. Mal mes para los mitos y muy bueno para los amantes de arrancar caretas de cuajo. En Corso Expresso estamos como Bender (el de la foto, evidentemente…), cabreados. Al menos nosotros no bajamos la mirada al mirarnos en el espejo…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: